in

¿Los recuerdas? 6 cuentos de la SEP que marcaron nuestra infancia

6 cuentos de la SEP que marcaron nuestra infancia

Recordar los entrañables cuentos de la SEP y traer a nuestra memoria el aroma de sus páginas es volver a vivir. ¿Cuál es tu favorito?

¡Qué rápido se pasa el tiempo! Fue hace muchos años cuando tuvimos que decirle adiós a los cuentos de la SEP que leíamos en primaria.

Sin embargo, la mayoría de esas lecciones se quedaron en nuestra memoria haciéndonos tener buenos recuerdos.

Es probable que quienes nacimos a principios de los años 90 recordemos al tan peculiar ‘Paco el Chato’.

Cada narrativa de la historia nos dejó una gran enseñanza, la de obedecer indicaciones.

Te invitamos a abrir junto con nosotros el baúl de los recuerdos y traer a la mente esos años que estuvimos en primaria.

¿Cuáles son los mejores cuentos de la SEP?

Paco el Chato

Comenzamos el viaje a través del tiempo con una de las lecciones más queridas por los mexicanos.

Sí, estamos hablando de Paco el Chato, un pequeño niño que vivía en un rancho.

Al cumplir seis años debía entrar a la escuela, pero para ello tuvo que mudarse con su abuelita.

En el primer día de clases su abuelita le dijo que lo esperara en la puerta. Sin embargo, el decidió comenzar a caminar y se terminó perdiendo.

Pero, afortunadamente un policía lo vio y lo ayudó para que pudiera regresar a casa sano y salvo.

¿Cuáles son los mejores cuentos de la SEP?

Los changuitos

Esta es otra lección que seguramente atesoras en tu memoria con mucho cariño.

Se trata de unos changuitos traviesos y muy coloridos que por alguna razón les gustaba vestir como humanos.

No precisamente se cuenta una historia, pero la lectura nos habla sobre las rimas y los versos.

Por ejemplo en sus líneas finales se puede leer:

“¡Qué bien les viene, qué bien les va, que viva la vida y ja, ja, ja!”.

¿Cuáles son los mejores cuentos de la SEP?

La viejita y los quesos

Matilde tenía una sola cabra que daba más leche que todas las cabras de su vecino Julián.

Un día, Julián, cegado por la envidia, robó la cabra de Matilde. Ella lo notó desde el primer momento pero aun así ordeñó a la cabra.

Curiosamente dio tanta leche como su propia cabra porque su secreto no estaba en el animalito.

Todo consistía en el amor con el que hacía su trabajo.

¿Cuáles son los mejores cuentos de la SEP?

Cuentos inolvidables de la SEP

Una planta en el estómago

En los cuentos de la SEP también había historias que nos hacían llevarnos un susto. Tal es el caso de Una planta en el estómago.

El relato comienza cuando el pequeño Emilio chupaba inocentemente unos frijoles crudos.

Cuando su madre vio lo que estaba haciendo le pidió detenerse pues podría tragarse uno de ellos.

Si ingería una de estas semillas era probable que le creciera una planta en el interior.

Cuentos inolvidables de la SEP

El viaje

En esta lista también figura la entrañable historia de un ratón al que le encantaba viajar.

La historia cuenta la complicada travesía de un pequeño roedor que decide visitar a su mamá.

En  el libro el cuento está repleto de imagines que hace que la lectura sea más atractiva para los pequeños.

Los zapatos del novio

Finalmente, queremos que recuerdes este otro cuento divertido.

Se trata sobre una boda. El novio se arregló cuidadosamente y salió a encontrarse con su futura esposa.

Pero, en el camino, encontró un árbol repleto de manzanas y pensó que sería buena idea llevarle algunas.

Sin embargo, sus zapatos quedaron completamente sucios y comenzó a pedir ayuda.

Cuentos inolvidables de la SEP

¿Cuál es tu historia favorita?

Portada: El Sofá

Interiores: Capturas de pantalla

Avatar

Escrito por Angélica Toxqui

Canciones que compartiste en tu Hi5 y ahora te dan pena

Canciones que compartiste en tu Hi5 o MySpace y ahora te dan pena

Joven deja suelto a su perro y se lo llevan de fiesta |VIDEO

Joven pierde a su perro y sale a buscarlo; amigos se lo llevaron de fiesta